Tu Entrevista

Muéstrate confiado
La mejor forma de presentarte delante de un profesional de las entrevistas de trabajo es mostrarte confiado. Un buen apretón de manos, mirar a los ojos y sobre todo, ser educado y cortés.

Es mucho más sencillo ir confiado a una entrevista de trabajo si te las preparado, así que cuanto más tiempo dediques a preparar la entrevista, mayor confianza transmitirás.

Viste de forma adecuada
La ropa que llevas también es un reflejo de la importancia que le das a la entrevista y al puesto de trabajo. Ten cuidado con vestir con ropa demasiado apretada o con colores muy llamativos.

Las normas de vestir no son igual para todos los sectores, por ello, para saber cómo vestir para una entrevista de trabajo debes analizar no sólo el sector sino también la empresa, su política, cómo aparecen los empleados en su página web….

Mantén el contacto visual
Mira a los ojos y a la cara del entrevistador. Muchos candidatos están tan nerviosos que no miran a los ojos a su interlocutor/es y miran a la pared o desvían la mirada frecuentemente, denotando nerviosismo, falta de confianza y poca preparación.

Ve con algunas preguntas clave preparadas de antemano
Cuanto más te hayas preparado la entrevista de trabajo, más confiado estarás. En casi todas las entrevistas se realizan una serie de preguntas estándar y que son muy comunes, independientemente del sector.

Prepárate estas preguntas y varias posibles respuestas. Investiga sobre la empresa, sobre lo que te gusta de ella y utilízalo en la entrevista.

Cuida tu comunicación no verbal
Cuando respondas a las preguntas del entrevistador no debes olvidarte que muchas veces tu lenguaje corporal es muy importante. Debes sentarte recto, utiliza las manos para reforzar lo que dices y controla tu tono de voz.

Haz preguntas al entrevistador para mostrar tu interés
La mayoría de entrevistadores esperan que el candidato les haga una serie de preguntas al final de la entrevista. Ten preparadas algunas sobre la empresa, sobre su método de trabajo.

No mientas
Lo peor que puedes hacer en una entrevista de trabajo es mentir. Piensa que el entrevistador conoce tu currículum vitae y tu carta de presentación, por lo que si has mentido en estos documentos, es muy probable que tu falta de honestidad salga a la luz.

Demuestra tu interés una vez haya pasado la entrevista
Muchas entrevistas acaban con el temido, “ya te llamaremos cuando hayamos tomado una decisión”, pero tú puedes hacer algo al respecto. Pasados unos días, envía un al entrevistador un breve correo electrónico o una carta dándole las gracias por la oportunidad y por su tiempo.

 

descarga (6)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

CONOCE LAS POLÍTICAS DE PRIVACIDAD